JESÚS CHAMIZO. MADRID, 1961.

“El arquitecto de las imágenes”. Vinculado a las artes plásticas desde muy joven, estudia en varias escuelas de fotografía entre 1977 y 1980, año en el que realiza su primera exposición.
Desde entonces, desarrolla su investigación y trabajo en distintos ámbitos fotográficos, aunando en todos ellos, concepto, técnica y creatividad.

Su pasión por el arte y la arquitectura se alían para crear imágenes que separándose de lo real, transforman espacios y formas conocidas. Y este es el hilo conductor de su trabajo artístico más reciente, la relación entre el ser humano y su entorno, como el uno influye en el otro y como ambos se pueden llegar a transformar y proyectarse hacia otro universo paralelo.

Por esta razón su obra se caracteriza por la construcción de imágenes basadas en las emociones que el espacio produce a través de
líneas, ángulos, luces, perspectivas y formas. Convirtiéndose estos detalles, a veces imperceptibles, en los verdaderos protagonistas de sus composiciones arquitectónicas.

Ha obtenido numerosos premios nacionales internacionales: Sol, Cannes, Lux, Fiap, Epica, N. York Festival…

 

PABLO NIETO. CARTAGENA, 1978.

Licenciado en Bellas Artes por la Universidad Politécnica de Valencia (1997-2002) y máster en Conservación y Restauración de Bienes Culturales. Ha colaborado en diferentes exposiciones colectivas en la Región de Murcia y Castilla la Mancha, realizando hasta el momento tres exposiciones individuales: la primera de ellas Labrantíos, en abril de 2014, en el Museo Arqueológico de Hellín, en 2015, Labrantíos 2.0, en el Museo Municipal de Albacete y en 2017 Tierras Habitadas, en La Popular, también en Albacete.

Entre sus trabajos más importantes se encuentran por ejemplo restauraciones para el Museo Arqueológico de Requena, la exposición “Huellas” en Murcia y el Museo Comarcal de Hellín. En Murcia ha trabajado para el Museo de las Clarisas y el Museo de la Catedral, así como restauraciones para el Centro de Conservación y Restauración de la Región y para la Colección de la Fundación Caja Murcia.

En el montaje de exposiciones ha asesorado y/o supervisado exposiciones de Miró, Zuloaga y obras pertenecientes a la colección privada de la Baronesa Thyssen.

En los últimos años se ha especializado en la restauración de imaginería religiosa y procesional colaborando, tanto en la restauración como en el montaje de la exposición «Salzillo testigo de un siglo». Entre sus restauraciones en este campo se encuentran obras de Nicolás de Bussy, Francisco Salzillo, Roque López, Sánchez Tapia, Sánchez Araciel, González Moreno, Víctor de los Ríos, Coullaut-Valera, José Díez López, José Zamorano y un largo etcétera.

 

MARÍA ROMERO. CARTAGENA, 1980.

María Romero Berenguer es una artista plástica andaluza, aunque no de nacimiento. Desde pequeña ha tenido espíritu de artista, aunque su formación es de Ingeniero Técnico Industrial y su formación es la de ¨madre¨.

Siempre inquietada por el arte en todas sus facetas, se atreve con la pintura decorativa: restaurando muebles, dibujando y pintando sobre tabla motivos infantiles para decoración.

Hoy, animada por un entorno convencido de sus posibilidades, se atreve con la pintura acrílica sobre tabla, en un formato grande, con un particular estilo de arte contemporáneo, con el color como protagonista y una combinación de técnicas originales y artesanas, como el llanado y esparcido con algodón.

 

 

ELENA VILLAMOR. MADRID, 1972.

Nace en Madrid, y vive en la Alameda de Osuna, un barrio caracterizado por la intensa vida musical desde los 90. Cada etapa de su vida está asociada a una banda sonora y junto con ella, ha trabajado en el ámbito de la ilustración, y experimentado con todo tipo de técnicas y formatos: aerografía, acuarela, cómic, cartelería, muralismo, e incluso dibujo técnico.

Los trabajos que ahora presenta son deudores de todo ese bagaje.

En estos, parte de la tradición del fotoperiodismo y de su vertiente musical, tratando de desplazar al lienzo su capacidad de relato. Mi intención es capturar instantes que transmitan la esencia del momento musical vivido.

 

JOAQUÍN DE CÁRDENAS. LEÓN, 1945.

Desde sus primeros años practica la acuarela siguiendo la tradición familiar. Hasta 1993 presta sus servicios profesionales como economista en el Sector de la Construcción y coordina y dirige cursos de postgrado para profesionales inmobiliarios en la Universidad Politécnica de Madrid, al tiempo que sigue practicando la pintura como actividad de tiempo libre. A partir de esa fecha se dedica a la acuarela a tiempo completo y realiza continuas exposiciones en diversos lugares de España, Francia, Estados Unidos y México.

Sus paisajes abarcan una amplia variedad de temas, con una clara preferencia por rincones y asuntos marineros del País Vasco y Cantabria.